Los días de guardar tus ahorros bajo el colchón se han acabado. El dinero en efectivo bajo el colchón ni siquiera puede seguir el ritmo de la inflación, y mucho menos crecer lo suficiente para la jubilación. Hoy en día, los expertos financieros coinciden en que la mejor manera de acumular riqueza y planificar la jubilación es invertir.

Pero, según estudios que se han realizado, sólo el 52% de las familias estadounidenses participan en el mercado de valores mediante una cuenta de inversión para la jubilación.

Si te encuentras dentro del otro 48% o es eres principiante sin experiencia, aquí y en nuestro blog te explicamos cómo puedes empezar.

Prepararse para el Éxito

Para poder tener éxito hay que construir un proceso que te permita contribuir con una parte de tu sueldo regularmente cada mes. Para liberar los fondos, te recomiendo que tengas un mínimo de tres meses de fondos de emergencia ahorrados (tres veces tus gastos mensuales), que tus deudas esten estabilizadas y que sigas un plan presupuestario.

El Robo-Advisor

Un robo-asesor es una plataforma de inversión basada en algoritmos que utiliza los datos financieros del cliente para ofrecer asesoramiento digital sobre inversiones. Básicamente, el robo-advisor automatizará la gestión de tu cartera. Tú responderás las preguntas iniciales sobre tus finanzas y objetivos de inversión, por su lado el robo-asesor tomará decisiones en tiempo real con tus inversiones.

Algunos ejemplos de robo-asesores son: Fidelity, WealthSimple, WealthFront, Betterment y Ellevest. A veces pueden ser más económicos que contratar a un asesor financiero.

La ruta del robo-advisor es una gran manera de empezar a invertir como principiante. Es más barato que contratar a un asesor financiero profesional. La gestión de una cuenta de robo-advisor es de bajo mantenimiento porque se ejecuta en piloto automático.

invertir en bitcoin

Invirtiendo Por Tu Cuenta

Si estás interesado en gestionar tu mismo tu cartera y tus inversiones, puedes optar por la vía del auto-aprendizaje.

1. ¿Cómo quieres invertir?

Los fondos indexados son un tipo de fondo de inversión o fondo cotizado (ETF). Los fondos indexados imitan a las principales empresas del mercado financiero, como el índice Standard & Poor’s 500 (S&P 500), y se consideran una inversión segura. Por otro lado, los fondos sectoriales son fondos de inversión y ETF centrados en sectores de industrias como la tecnología, la sanidad, la agricultura y la fabricación.

2. Elige un servicio de corretaje:

Una cuenta de corretaje es el lugar donde se depositan y almacenan los fondos para invertir. Vanguard, Fidelity, Binance, Public y Zucoin son algunos ejemplos de cuentas de servicios de corretaje. Puedes vincular tu cuenta bancaria para financiar tu cuenta de corretaje con una cadencia regular.

3. Eliga un tipo de cuenta:

Cuenta imponible: Una cuenta imponible es una cuenta de corretaje. Se utiliza para almacenar y ahorrar fondos para invertir, pero tiene menos restricciones de depósito y retirada en comparación con una IRA o un 401(k). Sin embargo, carece de beneficios fiscales, lo que significa que los ingresos que obtengas invirtiendo a través de una cuenta de corretaje están sujetos a impuestos cuando decida retirarlos.

Cuenta fiscalmente eficiente: La mayoría de los expertos recomiendan utilizar un vehículo de inversión eficiente desde el punto de vista fiscal, especialmente cuando se es principiante. Esto significa utilizar una cuenta Roth IRA o Roth 401(k).

Una cuenta Roth IRA es eficiente desde el punto de vista fiscal porque sus inversiones estarán exentas del impuesto sobre la renta cuando llegue el momento de retirarla. Esto se debe a que los impuestos se pagan antes de invertir, no cuando se retiran. Una cuenta IRA Roth es la más comúnmente disponible para todas las personas con ingresos inferiores a 140.000 dólares (según las normas del IRS de 2021).

4. Haz un depósito y establece contribuciones automáticas.

Un punto de partida sólido es una inversión de 500 dólares seguida de aportaciones de 100 dólares por cheque de pago. Sin embargo, si no puedes permitirte 100 dólares por nómina, empieza con lo que puedas aportar. Lo importante es hacerlo con regularidad y comprometerse con ello. Puedes establecer contribuciones automáticas a través de una cuenta bancaria. A partir de ahí, puedes ir ajustando según cambie tu nivel de ingresos, tu estilo de vida y tus objetivos monetarios.

5. Diversifica tu Cartera

Para limitar el riesgo de un rendimiento bursátil volátil, lo más seguro es repartir sus opciones de inversión. Por ejemplo, el 25% podría ir a un ETF del sector de la salud, el 70% a varios fondos del índice S&P 500 y el 5% a bonos. Si repartes tus inversiones, estará menos expuesto a su posible fracaso y mitigará el riesgo general.

6. La paciencia es una virtud.

El mejor consejo que puedo dar a un recién llegado a la inversión es que no se obsesione con las tendencias a corto plazo. Cuando se invierte, algunos se ponen ansiosos viendo cómo sube y baja su dinero. El secreto es no mirar cada semana o cada día. Sigue invirtiendo cada cheque y concéntrate en la tendencia a largo plazo.

Interés compuesto

Cuando inviertes en el mercado de valores, te beneficias del interés compuesto. Esto es, ganar intereses sobre tu saldo y ganar intereses sobre tus intereses. Cuanto antes empiece a invertir, más se acumularán tu saldo y tus intereses.

¿Te sientes cómodo? Dobla la apuesta

Cuando empieces a sentirte más cómodo con el proceso de inversión, empieza a aumentar el importe de tu depósito automático cada año. Una buena regla general: aumente aún más el porcentaje de su aportación a medida que obtenga más ingresos.

El objetivo de la mayoría de las inversiones es ayudarte a ahorrar. Cuanto más ahorres, antes podrá jubilarte. Para comprender mejor qué objetivos debes perseguir, puedes establecer tus objetivos de ahorro en función de tu edad.

Personalmente, la inversión me ayudó a construir mi patrimonio. Con estrategias de inversión sólidas y una diversificación de bajo riesgo, pude comprar una casa.

Recuerda los Mantras del Dinero

Invertir requiere un estómago fuerte y paciente. Es esencial estar de acuerdo con que tu dinero suba y baje a lo largo del tiempo. He aquí algunos mantras sobre el dinero que pueden ayudarte a superar los altibajos.

  • El mejor momento para empezar a invertir es ahora.
  • El tiempo en el mercado es mejor que la sincronización del mercado.
  • No hay ganancias ni pérdidas hasta que se vende.
  • Al igual que la inflación, los impuestos subirán, y también lo hará la bolsa.
  • Manténgase comprometido y centrado. Mantén la calma y la constancia.
¿Cómo Empezar a Invertir?

Leave a Reply

Your email address will not be published.